Máquinas de soldadura EWM: porque se lo merece

Soldar con EWM significa: la técnica de soldadura más moderna, una aplicabilidad óptima y los mejores resultados.

Las máquinas de soldadura EWM ofrecen un avance tecnológico en todos los procesos de soldadura que se caracteriza por un alto grado de eficiencia, por su respeto con los recursos y por su sostenibilidad durante la soldadura. No importa el proceso elegido, o si la máquina suelda MIG/MAG, por electrodos, plasma o TIG: el programa de productos EWM, de tecnología de soldadura de alta calidad, no deja nada que desear.

Hemos creado nuestro nuevo configurador de productos EWM para que pueda elegir sin problema el modelo adecuado entre la amplia gama de máquinas de soldadura de alto rendimiento. La máquina de soldadura es como el gran amor: primero hay que encontrarlo.

 
Máquinas de soldadura MIG/MAG

Las máquinas de soldadura MIG/MAG son auténticos todoterrenos cuando se trata de soldaduras MIG/MAG. Desde aceros no aleados y de baja aleación, aceros CrNi y metales no ferrosos, hasta soldaduras estándar o de arco pulsado MIG/MAG; desde fabricación individual hasta líneas de producción complejas: una gran variedad de aplicaciones hacen que estas máquinas de soldadura sean imprescindibles en muchas áreas.

En EWM encontrará la máquina de soldadura MIG/MAG adecuada para cada aplicación. Desde máquinas de soldadura portátiles de la serie Picomig, hasta las máquinas móviles Alpha Q, Phoenix o Taurus. O quizás prefiera que su máquina de soldadura se adapte siempre a sus necesidades actuales de forma sencilla y flexible. Gracias a nuestros sistemas modulares esto no es ningún problema. En solo unos pasos, equipamos su máquina de soldadura MIG/MAG con carro de conducción o módulo de refrigeración para conseguir que su producción tenga la máxima flexibilidad. Y eso no es todo: EWM ofrece franco domicilio productos innovadores como forceArc, coldArc o rootArc. Sin recargos ni costes ocultos

Personalice su máquina de soldadura MIG/MAG con nuestro configurador de productos:

Máquinas de soldadura TIG

Las máquinas de soldadura TIG se utilizan sobre todo para soldar costuras limpias y seguras en posiciones fijas y pasadas de raíz. Nuestras máquinas de soldadura DC TIG permiten trabajar con prácticamente cualquier material, desde aceros aleados hasta cobre, mientras que las máquinas de soldadura AC/DC de EWM son el compañero ideal para soldar aluminio.

Pero EWM también ha pensado en las máquinas de soldadura TIG: con tigSpeed, para soldar con hilo frío o caliente, obtenemos resultados de soldadura de primera calidad con velocidades de soldadura como las de MIG/MAG. Una gran variedad de accesorios, como carros de conducción o módulos de refrigeración reequipables, completan la oferta de nuestras máquinas de soldadura TIG y no dejan nada que desear. Proteja hoy su máquina de soldadura TIG con nuestro configurador de productos

Máquinas de soldadura eléctrica manual

Allí donde ahí máquinas de soldadura eléctrica manual, hay suciedad. Y en EWM lo sabemos muy bien. Cada una de nuestras máquinas de soldadura eléctrica manual se caracteriza por su gran robustez y por una vida útil superior a la media. No menos importante son las elevadas tolerancias a las variaciones en la tensión o las reservas de potencia que hacen que nuestras máquinas de soldadura eléctrica manual sean el compañero ideal en la construcción o en el lugar de montaje; además, funcionan fácilmente con generadores y cables de red largos.

No seríamos EWM si nos diéramos por satisfechos con eso. Cualquiera que haya experimentado magnetismo residual en un componente sabe exactamente lo estresante que puede resultar. Por eso ofrecemos aparatos de desmagnetización, como nuestra máquina de soldadura eléctrica manual Pico 350 cel puls pws dgs con función Degauss integrada. Desmagnetizar (enlace a la página de desmagnetización) y empezar directamente a soldar.

Máquinas para soldadura de plasma

La soldadura de plasma es uno de los procesos más recientes. Se trata de una soldadura con gas de protección de tungsteno y

un arco voltaico con gran densidad de energía. El arco voltaico se enlaza mediante una boquilla de cobre refrigerada por agua con orificios pequeños por los que pasa el arco voltaico. Su forma es prácticamente cilíndrica y apenas diverge algunos grados. El resultado es una elevada densidad de energía. En el interior de la boquilla de plasma, el arco voltaico arde en el electrodo de tungsteno con forma de aguja. Se limpia con gas de plasma.
El gas que sale por el pequeño orificio de enlace no puede proporcionar durante la soldadura protección de largo alcance. Por eso se suministra gas de protección por una segunda boquilla.

El proceso de soldadura de plasma ofrece seguridad de ignición y un arco voltaico estable con escaso aporte de calor.